Sorprendente! Esta mujer de 40 años creo una rutina de sentadillas que levanta el trasero en 2 días!

Cuántas veces has escuchado a una amiga o a una presentadora de televisión hablando sobre el cuerpo tal o artista. Seguramente no puedes recordar la cantidad. Esto se debe a que en la actualidad el aspecto físico es sumamente valorado. El cuerpo es lo que vende y por eso todos desean tener uno escultural.

La zona del cuerpo que muchas personas desean mejorar es el trasero. Muchos hombres y mujeres sueñan con tener los glúteos firmes, redonditos y, por supuesto, de gran tamaño. Kim Kardashian y Nicki Minaj se han encargado de demostrarnos la popularidad de un trasero con grandes medidas.

Si eres parte del gran grupo que desea agrandar su parte posterior, no te desanimes. No hace falta que gastes enormes cantidades de dinero para que un médico cirujano utilice su bisturí o para que un entrenador privado te hable de cientos de rutinas. Tú solo, en la comodidad de tu casa, puedes trabajar tu trasero y conseguir la forma que tanto deseas.

Un ejercicio simple te dará resultados increíbles

A continuación te hablaremos de un ejercicio muy conocido pero, quizá, no lo suficientemente valorado. Con la aplicación y las repeticiones correctas de este movimiento podrás ver resultados en muy poco tiempo.

Antes de hablar del ejercicio debes recordar que hay ciertos hábitos que te ayudarán a cumplir tus metas. Ante cualquier actividad física debes aumentar el consumo de agua y tomar descansos cuando sea necesario.

Sentadillas

Así como lo lees, las sentadillas son un arma secreta ideada para crear traseros de infarto. Por esto hay tantos videos en Internet que demuestran cómo realizar este ejercicio. De hecho, una mujer de 40 años publicó un video en un sitio dedicado a la vida fittness.

En la grabación se puede ver que Kelly, la presentadora, tiene un cuerpo envidiable. Su secreto es un estilo de vida saludable. Si deseas imitarla puedes comenzar siguiendo sus consejos para las sentadillas.

En primer lugar coloca los pies juntos y flexiona las rodillas, tal como si fueras a tomar asiento. La espalda debe estar recta en todo momento y el trasero debe salir cuando bajes. Flexiona tus brazos con cada repetición y aprieta el trasero cada vez que vuelvas a la posición inicial. Realiza esta modalidad de ejercicio durante 40 segundos, tómate 5 segundos para descansar y comienza con la siguiente posición.

Aquí debes abrir las piernas de manera paralela a tus hombros y descender. La idea es bajar todo lo que puedas y volver a la posición inicial. Flexiona los brazos cuando bajes. Al igual que en el ejercicio anterior, harás las repeticiones durante 40 segundos, te tomarás 5 segundos para descansar y pasar al siguiente ejercicio.

Para la tercera posición debes pararte con los pies juntos. Harás saltos saltas, cada vez que separes los pies tienes que flexionar las rodillas y tocar el piso con una mano. Repite el movimiento durante 40 segundos y descansa durante 5.

Para el siguiente ejercicio debes separa los pies a la altura de tus hombros y descender como si fueras a sentarte. Mantén la posición durante 40 segundos y tómate 5 segundos para descansar.

Finalmente, separa los pies, como en el ejercicio anterior, y da pequeños saltos que terminen en una sentadilla. Repite el movimiento durante 40 segundos.