Muchos aseguraban que las semillas de chía eran saludables para ti, pero esto fue lo que no te dijeron

En la actualidad a las personas les interesa de sobre manera poder estar en un peso estable y que el cuerpo no se vea con sobre peso. Es por esto que durante años los oportunistas han creado todo tipo de métodos y tratamientos que dicen ser los más efectivos del mercado, pero la verdad es que te pueden hacer daño.

Para bajar de peso existen millones de métodos aplicables, pero lo que debería importar en realidad es que en este proceso se tome en cuenta como primera prioridad de la lista el estado de la salud. Ya que se pueden cometer muchos riesgos tan solo por el deseo de tener una figura ideal, que vaya con los estándares de la sociedad.

Por suerte las mentes de las personas están entendiendo que el mejor método natural y efectivo que existe es encontrar alimentos orgánicos y sin conservadores que te ayuden a acelerar el proceso, entre los cuales se encuentra la chia. Unas semillas muy especiales que han sido todo un éxito a lo largo de los años por sus componentes pero que tiene un grave secreto.

Esto es lo que nadie te quiere decir sobre los riesgos de comer semillas de chia

La chia es una fruta muy exótica que proviene de los suelos latinoamericanos, tanto dentro y afuera de ella están almacenados una gran cantidad de nutrientes, vitaminas y minerales que nos aportan todo tipo de cosas buenas para nuestro cuerpo.

Entre las cosas que puede hacer la chia por todos está su capacidad para hacer que nos sintamos llenos y no estemos buscando por otros alimentos, elimina la ansiedad, pero también es la semilla que contiene mayor cantidad de fibra en su interior.

Todo esto suena muy maravilloso, pero estudios recientes demostraron que el consumo excesivo de Chia puede traer daños muy severos en tu organismo. Entre los que se encuentra un deterioro progresivo en el esófago. Si quieres saber más de los riesgos de este alimento, te aconsejamos que consultes el texto de Rebecca Rael, publicado dentro del blog del conocido Colegio Americano de Gastroenterología, para que no te pierdas de ningún detalle.