Santo remedio para ahuyentar y evitar que tu perro se orine donde no deseas que lo haga

Si tienes una mascota en tu casa y la consideras parte de tu familia, atenta a estos trucos caseros los cuales te ayudaran bastante en esos dias que tu mascota quiera orinar donde quiera, siempre resulta interesante tener varios trucos bajo la manga, ya que yo soy una que debe lidiar con esto casi a diario, pero gracias a estos trucos lo he podido llevar mejor y mi perrito ya no se orina donde quiera.

Es por ello que en esta ocasión te vamos a dar a conocer unos remedios con el cual lograrás que tu perro no orine en cualquier lado y así no tengas que estar limpiando a cada rato.

Remedio 1

Mezcle el jugo de 1 limón exprimido (las gotas de limón para el licor que venden en supermercados viene muy bien), con dos tazas de agua y espolvorear en sus alfombras. Este olor es agradable para la gente, pero mantiene a su perro en raya. El ácido cítrico también es eficaz si se quiere limpiar y eliminar olor de la orina de las alfombras.

Remedio 2

Con alcohol. Actúa como repelente muy efectivo, pero dado que es un compuesto muy volátil, no será efectivo para ser usado en el exterior de tu hogar. Pero si puede ser muy útil para higienizar y para evitar que el perro orine en ciertas zonas en el interior de tu hogar. Mezcle una taza de alcohol y dos de agua y prepare en un pulverizador, después de efectuar una buena limpieza, pulverice sobre la zona; hágalo periódicamente y poco a poco el animal va dejando de regresar.

Remedio 3

Pimienta de Cayena es un repelente natural y contiene capsaicum, que irrita los ojos y la piel de la mascota, lo que sucede es que resulta un poco cruel aunque no amenaza la vida del animal, dentro de su casa sería más justo probarlo.

Por ejemplo si no quiere que entre a una habitación en particular o se “haga” en la alfombra, pruebe poniendo un poco (solo un poco, no necesitará mucho) alrededor y sobre la zona que quiere que evite, los perros tienen un fuerte sentido del olfato y detectan el irritante olor. Hazlo justo después de hacer la limpieza.

Remedio 4

4. El vinagre blanco es un excelente repelente natural. A los perros no les gusta el olor del ácido acético, principal compuesto químico del vinagre y por lo tanto evitarán las zonas que se rocíen con esta solución. Debes preparar una solución de vinagre blanco y agua en una dilución 1-1 (una parte de agua y una parte de vinagre blanco), luego rocíala sobre el área que desees que el.

A los perros no les gusta el olor del ácido acético, principal compuesto químico del vinagre y por lo tanto evitarán las zonas que se rocíen con esta solución. Debes preparar una solución de vinagre blanco y agua en una dilución 1-1 (una parte de agua y una parte de vinagre blanco), luego rocíala sobre el área que desees que el perro no orine.

Ahora aplica estos remedios y sobre todo, tenle paciencia a tu mascota, es algo que le va a costar aprender. ¡COMPARTE!

Dejanos tu Comentario!