¿Qué fue del hermano menor de Luis Miguel? Lo captaron en Guadalajara viviendo así:

Cuando la vida nos regala hermanos, no hay duda de que podemos hallarnos ante dos situaciones. Aunque en un comienzo nuestra infancia e inocencia no nos deja ser consciente de eso, tener un hermano puede ser una bendición o una maldición dependiendo del caso.

Hay quienes tienen la dicha de tener buenas relaciones con sus hermanos, al punto de que se vuelven en amigos y son capaces de conocer y dar todo el uno por el otro.

En otros casos, para algunos el tener hermanos significa una carga mientras otros ni siquiera le dan importancia a los hermanos que tengan, ya sea por problemas familiares o la forma en la que el lazo de hermandad se forjó durante la crianza.

Los padres, por eso, son los principales culpables de las relaciones de hermanos, ya que ellos son los que deben enseñar a forjar ese lazo de unión y amor entre cada uno de sus hijos.

El lazo de hermanos entre el Sol de México y su hermano menor.

Para muchos, el tener un hermano famoso puede significar una bendición. Aunque no se piense en depender totalmente de ellos, al momento de un apuro sabemos que siempre podrán ayudarnos, si sus ganancias se lo permiten.

Luis Miguel, el Sol de México que nació en Puerto Rico, ha sido un cantante cuyas ganancias en la industria le habrían permitido ayudar a 100 hermanos, si los hubiese tenido.

El problema está en que ni siquiera ha podido ayudar al único hermano que tiene, o eso es lo que dice un reportaje especial del programa Despierta América.

Sergio Gallego Basteri es el nombre del hermano pequeño de Luis Miguel, ese cuya madre dejó abandonado a la edad de dos años, justo cuando la carrera de Luis Miguel estaba en aumento.

Por eso, Sergio quedó al cuidado del doctor Mario Octavio Fonseca, ya que Luis Miguel, debido a sus ocupaciones, no podía hacerse cargo de él en el momento.

Lo curioso del caso es que parece ser que nunca más pudo hacerse cargo. Según el reportaje mencionado, Sergio tuvo que renunciar a su carrera de Artes Visuales en la Universidad de Guadalajara, por no poder cubrir el costo de matrícula.

Se creía que él vivía actualmente con su hermano, pero sigue a cargo del doctor Fonseca y vive con él en su casa de Guadalajara.

Fonseca explicó que Sergio “vivía con lo que podía y se las arreglaba de igual manera”, lo cual parece ilógico teniendo de hermano a una figura tan reconocida como Luis Miguel.

Sin duda esto nos hace ver con nuevos ojos al “Sol de México” cuya luz, parece estarse apagando.