Novio reconoce que quiere a otra en plena boda. La novia rompió en llanto

Las historias de amor siguen apareciendo todos los días, muchos consideran que la tendencia actual de evitar el compromiso y todo eso ha hecho que el amor verdadero ya no existe, pero eso no es nada cierto ya que todavía podemos ver momentos únicos en las redes.

Lo que ocurre es que la mayoría de cosas que encontramos en las redes sociales no son usualmente cosas románticas, ya que la mayoría prefiere distraerse con algo trágico como una ruptura e incluso una pelea en plena calle, sin embargo, hoy venimos con algo distinto.

Un divorcio o peor aún, un abandono por parte del padre es algo muy común de ver, así que una madre soltera tiene mucha dificultad de encontrar a una pareja que pueda valorarla a ella y a sus hijos como se merece, hoy te mostraremos un joven que sin duda cumplió con el objetivo.

El joven y sus palabras en plena boda

La historia se centra en Jefferson, un joven portugués que se iba a casar con Jessica, de hecho, la boda se celebraba con total normalidad, todos riendo y disfrutando del momento, hasta que Jefferson tomó el micrófono para decir unas palabras.

Pero nadie creía lo que dijo por micrófono: que quería a otra.

No solo quería a Jessica, sino que también entregaba su vida a Giovanna, la cual era la niña de Jessica, que tiene 8 años.

Jefferson consideró que era un paso grande el que debía pasar la pequeña así que le quiso dedicar unas palabras: “Si hubiese podido pedir algo a Dios, hubiese sido tenerte a ti como hija. Sería el padre más orgulloso del mundo por tener a la hija tan bonita, inteligente y educada como tú”

Para finalizar su discurso dijo que “Prometo darte amor y protección, para que nada malo te pase”

Luego de eso Giovanna tomó el micrófono y simplemente le dio las gracias a su nuevo papá, todo entre lágrimas.

Es algo conmovedor en especial para aquellas personas que han pasado por un momento similar en sus vidas.

Te dejamos el video para que puedas ver todo tu mismo, eso sí, está en el idioma de la pareja

Si te gustó esta historia recuerda compartirla.